Entradas recientes

bragas bic - davilac

Nuevas estrategias de mercado, ¿éxito o fracaso?

¿Conoces esa situación de enfrentarte ante las estanterías de un supermercado para ver qué marca de galletas, desodorante o refresco escoger? En un mercado tan competitivo como el actual, donde cada vez existen más marcas para cada categoría de producto, seleccionar uno en concreto es toda una aventura.

Pero, ¿te imaginas ir a comprar calcetines y que Pepsi sea una de las marcas? O que en la sección de yogures encuentres los Cosmopolitan y tengas que examinarlo para descubrir que no lo regala la revista. Y, mucho menos, ir a comprar un plato precocinado para el almuerzo y que sea Colgate quien te lo venda.

Es cierto que la ambición de casi todo empresario de éxito es seguir creciendo.  Para ello, suelen utilizar la técnica de lanzar nuevos productos, que suele ser indispensable para el crecimiento de la empresa.  Esta estrategia puede optar por tres caminos básicos:

  • Mejora de productos existentes. Consiste simplemente en perfeccionar su gama con el fin de fidelizar a sus clientes y obtener nuevos ofreciendo nuevos beneficios y soluciones.
  • Nuevas líneas o gamas de producto. Dentro de la misma categoría, añadir diferentes sabores, colores, olores,… para así llegar a un público cada vez más exigente que demanda artículos específicos.
  • Productos nuevos. Con el fin de abrirse al mercado, consiste en comercializar artículos que no pertenezcan a su categoría directamente, pero que, bajo su nombre de marca, pueden satisfacer las necesidades y deseos de los clientes actuales y potenciales.

Cómo podréis imaginar, esta última suele ser la más arriesgada, pues no todos los consumidores están dispuestos a adquirir un producto de cierta marca que en su mente  pertenece a otra categoría totalmente diferente. Aun así, este comportamiento del consumidor no ha impedido que grandes firmas hayan querido innovar y presentar creaciones que no siempre han triunfado…

BIC

bragas bic - davilac

imagen www.malditoinsolente.com

¿Eres mujer? ¿Te pondrías unas bragas cuya marca en tu ideario es para bolígrafos y maquinillas desechables?

A los gerentes de la marca francesa no les pareció una idea tan loca y en 2004 lanzaron esta línea de ropa interior, eso sí, desechable.

En resumen, fracaso.

 

 

 PEPSICo

calcetines pepsi - davilac

es.aliexpress.com

Si ya tenían refrescos (Pepsi, Rádical...), agua (Aquafina), patatas (Lays), zumos (Tropicana) y hasta gazpacho (Alvalle); ¿por qué no conseguir que la muñeca más famosa de América vistiese sus colores? Tiene más de 20 años, pero hoy se vende como reliquia a un precio superior al de las Barbies actuales.

Y, ya puestos, ¿por qué no una línea de calcetines? Totalmente verídico, de algodón y súper cómodos para hacer deporte. Suponemos que tendrás que beber Gatorade durante el ejercicio para no desentonar con la marca.

 COSMOPOLITAN

Yogures cosmopolitan - Davilac

imagen: www.cookingideas.es

La famosa revista de moda, belleza y tendencias en general, disponible en 36 idiomas en más de 100 países de todo el mundo, es una de las marcas más importantes en este ámbito. Aunque ese hecho no da pie a que tenga éxito en todo lo que se proponga. 18 meses fue lo que duraron sus yogures, y no por su variedad de sabores (pues eran de lo más apetitosos), sino porque a sus lectoras se les hacía difícil ver el logo de la compañía en un envase  dentro de los refrigeradores de los supermercados.

 

COLGATE

platos colgate - davilac

imagen: cccomunicacion.com

El fracaso de esta nueva estrategia de la marca no lo terminamos de ver. Parecía totalmente exitoso que te comieses un plato preparado y después te lavases los dientes con productos de la misma casa. Pero parece que el hecho de mezclar la comida con la higiene no fue muy seductora, pues no duraron nada.

 

 

 

 

GUCCI

gucci restaurante

imagen: www.elmundo.es

La conocida y prestigiosa firma de moda ha sido la última en sumarse al carro de diversificar su mercado, pasando de los bolsos y vestidos de lujo a la gastronomía. Y ¿dónde? En China, como no, abriendo el 1921 Gucci, un restaurante en Shangái inspirado en la Toscana italiana. Los precios no son muy desorbitados, pues los almuerzos rondan los 22€ y las cenas los 45€.

Pero esta no es la primera aventura en hostelería de la marca, pues ya cuenta con un restaurante en Florencia y una cafetería en Milán, donde encontramos elementos tan peculiares como los terrones de azúcar con el logo de la casa, y cuyas ensaladas son la estrella de la carta.

Por tanto, parece ser que no le ha salido nada mal el experimento.

 

Armani, Chanel, Burberry…

Parece ser que la moda y la gastronomía son una alianza perfecta, ya que estas firmas también han apostado por este modus operandi.

burberry cafe

Thomas’s

La inglesa Burberry sorprendió a sus clientes con un café en su tienda londinense de Regent Street, donde los cafés y las ensaladas son los mayores reclamos.

La casa italiana Armani apostó por un restaurante en la Quinta Avenida de Nueva York y unas 15 cafeterías por el mundo. Pero lo más espectacular es su hotel en Burj Khalifa de Dubái.

Chanel cedió una planta de su tienda en Tokio a Alain Ducasse, quien ha ideado un menú “Prêt-à-porter”, por 40 euros, y uno de “Alta costura”, por 66. Un local donde lo más caro son las bebidas, no incluidas en el precio.

Ralph Lauren cuenta con tres restaurantes, uno en Chicago, otro en París y el último en Nueva York, cuyo plato estrella son las hamburguesas y filetes de las vacas del rancho en Colorado del propio Lauren.

Prada, Dolce & Gabanna, Vuitton y Hérmes son otros de los restauradores “de moda” más prestigiosos, que demuestran que, en ocasiones, la aventura de iniciarte en nuevos mercados, puede ser un éxito.

10 Comentarios